PRESENTACIÓN DE LOS FACTORES CLíNICOS

Fue el Ministerio de Educación quien, en España, presentó por primera vez los factores clínicos de la Superdotación y de las altas capacidades, en su Primer Encuentro Nacional sobre la Atención Educativa a los alumnos con Altas Capacidades, que tuvo lugar en el IFEMA (Parque Ferial Juan Carlos I) los días 9 y 10 de diciembre de 2002. El científico elegido por el Ministerio de Edicación fué el Dr Jaime Campos Castelló, Jefe de Nuerología Pediátrica del Hospital Clínico de Madrid. Síntesis de la Ponencia “La Superdotación a Examen”.

Los fenómenos de la inteligencia humana como la superdotación, el talento, o la precocidad intelectual , que conforman el concepto más amplio de amplias capacidades, inicialmente se consideraban fenómenos educativos o escolares, ligados sólo a factores cuantitativos relacionados en la “cantidad” de inteligencia reflejada numericamente en el Cociente Intelectual.

En aquellos inicos del presente siglo sólo se empezaban a conocer y a divulgar los factores emocionales y motivacionales, de caràcter clínico no patológico.

Faltaba un largo camino por andar, para poder pasar del diagnóstico de cantidades y resultados, como antaño se hacía, a la actual valoración y diagnóstico de los procesos mentales, -macroprocesos y microprocesos- de El Nuevo Paradigma de la Superdotación. El reconocimiento de la existencia de factores clínicos y su divulgación, fue un paso decisivo.

Señala la Guía Científica de las Altas Capacidades:«Tan erróneo y contrario a la investigación científica en Neurociencias es, por una parte, considerar la Superdotación como si fuera una patología, como, por otra parte, restringir las Altas Capacidades a los aspectos psicométricos o cognitivos, ignorando los factores clínicos inherentes, de necesario diagnóstico y tratamiento educativo. Ambos extremos son gravemente lesivos.

Ser superdotado no es una patología. En cambio, el sufrimiento del superdotado, aunque pueda revestir formas clásicas de los trastornos psicológicos, no puede abordarse de la misma manera. Aunque estos cuadros clínicos no estén inventariados en las clasificaciones internacionales de trastornos psicológicos, su frecuencia de aparición, siempre con las mismas particularidades, debe ser conocida por los especialistas clínicos».

Veamos la síntesis de cómo el Ministerio de Educación presentó en el 2002 los factores clínicos inherentes a la Superdotación y a las altas capacidades, mediante la Ponencia: “La Superdotación a Examen”:

Volver atras